adults couple laying barefoot under the blanket in bed


Mucha gente que contrae el virus del herpes simplex 1 que produce el herpes labio no ve o siente nada. Pero si se presentan signos (lo que ves) o síntomas (lo que sientes), estos son:

Ardor, picazón u hormigueo en la zona de la boca antes de que aparezcan las ampollas; una o más llagas dolorosas, llenas de líquido.

Estas ampollas maduran, se abren y a menudo botan fluidos, que suelen ser muy contagiosos, y forman una costra antes de que se curen. Suelen aparecer entre 2 y 20 días luego del contagio, y duran de 7 a 10 días.

Herpes labio: lo que hay que saber

Otros síntomas que puedes sufrir son fiebre, dolores musculares o inflamación de los ganglios linfáticos del cuello, que se confunden fácilmente con una gripe.

En algunos casos más graves, puede aparecer una queratitis herpética (infección en un ojo), que sucede cuando el virus se extiende.

Si ocurre puedes tener dolor, sensibilidad a la luz, secreciones o una molesta sensación de arenilla en el ojo. El problema viene si no aplicas un tratamiento oportuno, pues es posible que te queden cicatrices en los ojos.

Estas cicatrices tal vez te generen visión borrosa o, en casos extremos, la pérdida de la visión es.wikipedia.org.

¿Qué debes hacer?

Muchos factores pueden ser desencadenantes del herpes labio, como estrés intenso, excesivo cansancio, estar resfriado, una exposición prolongada al sol o estar sometida a cambios hormonales, como la menstruación o el embarazo.

Pero también por lesiones o cortes en la cara por trabajos dentales, el afeitado o cirugías. Todo esto significa un descenso en las defensas.

Afortunadamente hay plantas y hierbas con actividad antiviral, pero una dieta rica en verduras y vegetales, frutas, pescado y granos enteros puede lograr que el virus se retraiga y que los brotes sean menos frecuentes.

Muchos suplementos botánicos se elaboran a partir de semillas, cortezas, hojas, flores y tallos de una amplísima gama de plantas, que han sido utilizadas como remedios populares durante siglos.

Por eso, si tienes herpes hay algunas hierbas medicinales perfectas para ti que quiero recomendarte:

  • Esta planta es adaptógena, anti fatiga y tiene propiedades psicoestimulantes, y además es oxigenante cerebral. Mejora también tu sistema inmune porque. Tomar un suplemento puede ser benéfico para tu salud y para combatir el virus.
  • Mejora ostensiblemente tu sistema inmunológico, lo que lo vuelve especialmente bueno para tratar el herpes. Tiene una gran actividad antioxidante y se utiliza generalmente asociado a otras hierbas, como la equinácea.
  • El astrágalo aumenta el metabolismo, la energía y la resistencia, y promueve la curación del herpes.
  • Conocida también como consuelda menor, es una planta no muy común. Tiene propiedades cicatrizantes y astringentes. Puedes preparar una infusión con 15 gramos de flores en ½ litro de agua y lavarte las ampollitas.
  • Luego de usarla tira lo que sobre, nunca lo guardes pues la preparación se altera y puede resultar perjudicial tiempo.
  • Cubrir el herpes labio con vaselina te ayudará a protegerte de una infección secundaria debido a las bacterias.
  • Y si utilizas una pomada que contenga anestesia (benzocaína, por ejemplo) permitirá que el dolor se calme.
  • El regaliz contiene ácido glicirrícico, que detiene el virus del herpes labial matando las células. Puedes probar a masticar una raíz, o caramelos a base de esta planta.
  • Verifica que en los ingredientes se lea “masa de regaliz”, pues así sabrás que el producto tiene regaliz real.
  • Protege tu piel y los labios con protector solar si te expones al sol. Es una manera de prevenir el herpes labio, puedes usar un protector solar con SPF de 15 o más, o bien utilizar lápiz labial que lo contenga.

Rate this post